Kigali


La conexión a Internet en este hotel es como para echarse a llorar, así que subir una fotito de nada me lleva siglos. De todas formas, voy a hacer el esfuerzo y a poner un par de las que hice esta mañana de camino al trabajo, para que os hagáis una idea de cómo es Kigali.

Kigali está desperdigada sobre varias colinas, todas llenas de casitas pequeñas, sin edificios altos. Nuestro hotel está en la parte alta de una de ellas, y esto es lo que se ve enfrente.

rotonda

En frente de una colina siempre hay otra, así que hay casitas hasta donde alcanza la vista.

horizonte

Me temo que las fotos no son muy buenas, pero están hechas desde el coche en marcha.

Hoy he cogido algunas flores, para secarlas y llevarlas a casa. En el hotel hay montones de ibiscus de diferentes colores, y por la calle hay árboles con flores de todo tipo.

Última foto: mi mochila ruandesa, en la que he colgado un montón de tonterías. La jirafa, por supuesto, para dar color local, el repelente de mosquitos de ultrasonido por energía solar, y la lámpara que me regaló Iria, que emite tanta luz que se podría ver desde el espacio. Es como tener mi propia Bat-señal.

mochila

Anuncios

4 pensamientos en “Kigali

    • En el hotel se come bastante bien, pero en el trabajo es bastante mala, la verdad…
      El repelente ya te lo enseñaré, pero creo que el más efectivo es el de spray.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s